Wednesday, July 26, 2006

Lluvias mil, calorías dos mil


Es común, parte de nuestra cultura, que cada vez que llueve TENEMOS que comer sopaipillas o alguna otra cosa calórica, chocolate caliente (mi mamá lo prepara increíble, con cáscara de naranja, canela, mmmmm), queque, lo que sea.
La consecuencia: la casa se llena de olor a fritura -guácala- , pero más allá de eso, se llena de olor a hogar, a casa habitada, a familia.
No hay nada mejor que llegar después de un día de trabajo, probablemente mojado, abrir la puerta de la casa y sentir el calorcito y el olor a algo rico, eso, sin duda, repone de un día frio, donde seguramente más de un auto nos mojó y más de una posa pisamos... nos cambia el día
Pero claro, cuando te vas a vivir solo, o te casas, las cosas cambian.
Por eso la otra vez fui tan feliz cuando me prepararon calzones rotos en un día de lluvia. Felipe los amasó y los puso a freir, se dio todo ese trabajo, finalmente le quedaron exquisitos!!

6 comments:

Carolina said...

Ñami! qué rico... aunque en la foto no aparecen calzones rotos ¿Y le convidaste a mister Burns? jajja.
Veo que has mantenido tu blog, hace tiempo que no me metía.
Un abrazo,
Caro

Caro said...

MMMMM....
creo que ya no te quiero postear

quizas otro dia...
y yo ofreciendote cuadritos para tu casa nueva...

Verito said...

y la receta de don Felipe? yo no se hacer esas cosas... comparte pué!

un abrazo Andy

Caro said...

amiga, te quiero muchos
disculpa los ataques de celos!!
se me chispotean...

cuando tengas tu casita lista, haremos juntas (nosotras dos y nadie mas) una rica comida, para algunos invitados, nose si sopaipillas o calzones rotos...
algo se nos ocurrira.

Anonymous said...

ahhhhh!!!!! las amiguis... ahora se olvidan de nosotras, esta bien!!!!!! ( pero dp inviten!!! )
marcela

Caro said...

Ya po', nuevas recetas, nuevas historias... renueva el blog! o la sintonía cae y cae, jaja.
Conéctate a MSN pleeeeease!!! quiero parlar con voz, ya he regresado del mundo para volver al inframundo del ciber espacio. Y ahí estoy, sola conectada... sólo algunos individuos se dignan a saludarme.